Apenas me levanté me encontré con una noticia que me dejó con los ojos bien abiertos. Resulta que la sonda Phoenix, mientras excavaba en la superficie del ártico de Marte, encontró hielo.

El director de la excavación, Peter Smith, explicó que el material brillando que encontró la sonda mientras excavaba desapareció, por lo que intuyen que se trata de agua congelada que se derritió debido a la exposición.

Esos pequeños cuerpos desaparecieron completamente a lo largo de algunos días, es la evidencia perfecta de que se trata de hielo. Se pensaba que el material brillante podría ser sal. La sal no puede hacer eso”, dijo Smith.

Estos fragmentos del material brillante fueron vistos por primera vez el 15 de junio cuando la sonda Phoenix estaba excavando en una zanja que llamaron “dodo-ricitos de oro”. Ayer se observó nuevamente esta zanja y este material brillante había desaparecido.

Finalmente, los científicos que trabajan en la misión agregaron que encontraron otra zanja que bautizaron “Blanca Nieves 2” (como les gusta Disney a estos muchachos) que tiene una superficie dura, por lo que consideran que se toparon con otra capa de hielo.

Gente, prepárense, vayan ahorrando para comprar un departamentito con buena vista porque dentro de unos años, cuando terminemos de contaminar y destruir nuestro planeta, vamos a tener que migrar.

Vía: Phoenix Mars Mission

Alt1040.com