El país, con la tercera reserva de crudo más grande del mundo, permitirá a compañías estadounidenses y europeas trabajar en sus principales yacimientos

Desde hoy, las empresas extranjeras pueden participar en el pastel de los recursos de petróleo en Irak. El Gobierno iraquí ha dado luz verde al mayor acuerdo de los últimos 40 años para que multinacionales extranjeras tengan el derecho a explotar los yacimientos petrolíferos del país. Bagdad ha vendido este acuerdo como un paso muy importante para la economía del país. La llegada de las compañías energéticas norteamericanas y europeas, dice el Ejecutivo iraquí, permitirá reconstruir el país y modernizar las infraestructuras que se han visto dañadas por años de sanciones y guerras.Irak tiene alrededor de 115 mil millones de barriles de crudo, la tercera reserva más grande del mundo. En la actualidad, su producción ronda los dos millones y medio de barriles diarios, el más alto número desde que se produjo la invasión de Estados Unidos en 2003. El Gobierno iraquí espera que con este acuerdo se alcancen los casi tres millones de barriles diarios para finales de 2009, gracias a la tecnología de las firmas extranjeras.

Todavía el Gobierno iraquí no ha informado de las firmas que entrarán a trabajar en suelo iraquí, pero fuentes oficiales han comunicado que se está negociando con Exxon Mobil, Shell, Total y BP. Los yacimientos en los que podrán intervenir son los de Rumania, Kirkuk, Zubair, West Qurna, Bai Hassan y Maysan.

Fuente:
trespasitos.com